Muebles de oficina

Aprende sobre muebles de oficina

Para todo un trabajador que tenga como localización laboral la oficina de forma diaria, tendrá que tener en cuenta una serie de aspectos. En este caso, los  trabajadores no son los que adquieren todos estos mobiliarios, pero sí que es importante que tenga un conocimiento esencial sobre estos muebles de oficina, ya que es algo que utiliza de continuo en su día a día.

FUNCIONES MUEBLES DE OFICINA

Dependiendo del puesto que exista en una empresa, el mobiliario prestará unos servicios acordes al personal:

  • Director: es un valor simbólico dentro de la organización y una figura importante dentro de ella. Tendrá que tener unos espacios concretos para las reuniones que sean pertinentes. Las sillas deberán ser de respaldo alto para la comodidad de esta figura. Las mesas serán más grandes que las del resto del equipo, pero sin alterar de forma agresiva las características ergonómicas. Y, por último, deberá de obtener un espacio para un almacenamiento de documentación relevante dentro de la entidad.
  • Técnico: deberá de favorecer la movilidad y los cambios de postura en todo momento. Las sillas tienen que ser con ajustes dinámicos sobre el respaldo y este, tendrá una altura medio-alto. En caso de que tenga reposabrazos, serán anchos y regulables. Y los espacios serán apropiados para realizar cualquier actividad con total comodidad.
  • Administrativo: la movilidad de este elemento tendrá que ser favorable para la búsqueda de la comodidad. La mesa tendrá que ser de tal forma, que sea bastante cómoda a la hora de trabajar y para que esta persona cumpla su trabajo con total normalidad. Al igual, que la silla tendrá que ser versátil.
  • Atención al cliente: al igual que en los demás puestos y por condiciones laborales, tendrá que tener una movilidad total de la postura para que no sufra algún tipo de lesión que pueda afectar al trabajador. Habrá unos diseños especiales de alturas de trabajo y alcances, como se da el lugar de los mostradores. Y, para terminar, habrá que diseñar unas zonas específicas para cada actividad.

Riesgos postulares

Esto es muy común en este tipo de trabajo y se debe a 2 causas: por adoptar malas posturas o por mantener siempre la misma postura y posición. Muchas de las personas deberían de reeducarse y aprender a sentarse bien, para no sufrir alguna molestia corporal. Todo esto, conllevará a que bajará el nivel de productividad laboral o incluso en algunos de los casos se tramite la baja.

  • Adaptar malas posturas: cuello (mala colocación del ordenador), hombros (no apoyar los brazos al teclear y estar continuamente en tensión provocando un dolor en esta parte), espalda (silla mala ajustada), mano-muñeca (puede ser provocado por una mesa muy alta).
  • Mantenerse siempre en la misma postura: poca movilidad (por falta de espacio para tener una movilidad), pocas pausas (por trabajo intensivo).

Es importante saber y reconocer que si no adatamos soluciones podemos a llegar a sufrir problemas de salud importantes y difíciles de tener medidas correctoras.

CARACTERÍSTICAS MESAS DE TRABAJO

  1. Deberán de obtener unas dimensiones suficientes con la finalidad de que tengan una colocación y una distribución sobre el material que pueda llegar a existir sobre ella.
  2. Se recomienda que las superficies de las mesas sean mate para evitar cualquier tipo de reflejo.
  3. Los colores deben ser claros para evitar contrastes en relación a otros mobiliarios que puedan existir dentro de la oficina.
  4. No deberían de transmitir ni calor ni frío, en ningún caso. Buscando un equilibrio entre ambas.
  5. Si se usa ala integrada, no se tendría que utilizar como soporte principal para evitar cualquier adopción en posturas forzadas en el ámbito laboral.

SILLAS

La tendencia sobre los muebles de oficina, es que cada vez pasamos más tiempo sentados en una silla, ya sea en la propia oficina o porque estás tele trabajando. Por ende, cuidar de nuestro propio cuerpo ya no es solamente cuestión de una vida saludable, sino que llegan a aparecer otra serie de motivos que afectan de una forma directa a nuestra salud. Hay que cuidar el cómo sentarnos para evitar cualquier consecuencia.

Cómo sentarse adecuadamente

1º) Hay que ocupar toda la superficie de la silla para llegar sin ningún problema al respaldo.

2º) Ajustar a tu medida el respaldo para que sientas una comodidad. Con el objetivo que no haya ningún arco lumbar.

3º) Habrá que permitir un ajuste necesario respecto a la altura de la silla, para que los brazos descansen y lleguen sin dificultad al teclado.

4º) Sentarse dinámicamente. Utilizar un asiento que te permita realizar una movilidad contante para que tu cuerpo no se quede rígido tras quedarse mucho tiempo parado.

CONCLUSIÓN

Hemos llegado a la clara finalidad, que hay que cuidar muchísimo las posturas corporales para no sufrir ningún tipo de problema saludable a la hora de tratar con muebles de oficina. Así que, elige bien tu mesa y tu silla. Y, por último, ten una colocación óptima y dinámica para que no sufras complicaciones esquelético-musculares en un futuro.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.